Proponen cambios con perspectiva de género en el Estatuto de Empleados Municipales.

Sociedad 31 de mayo de 2019
El proyecto fue presentado esta semana por la concejal Verónica Búa. La iniciativa contempla modificaciones gramaticales y la inclusión de nuevos derechos y prohibiciones.
Verónica Búa

Jesús María. La concejal Verónica Búa, del bloque Compromiso por Jesús María, presentó esta semana un proyecto de ordenanza que propone la modificación del Estatuto de Empleados Municipales.

Esta iniciativa fue trabajada de manera conjunta entre la edil, el área de género  y el sindicato que representa a los trabajadores del municipio.

La principal finalidad es la inclusión de la perspectiva de género.

Por un lado, el proyecto establece modificaciones del orden gramatical, para eliminar todo tipo de términos que hagan alusión únicamente al trabajador masculino, según detalló la concejal impulsora.

También establece “una batería de derechos, deberes y prohibiciones” para todas las personas que cumplen una función en la Municipalidad.

Una de las claves es la incorporación de la figura de acoso u hostigamiento, algo que no estaba contemplado hasta el momento.

Además, establece la prohibición, para quienes sean jefes, “de impartir órdenes que impliquen algún tipo de discriminación o violencia de género”.

Con estos cambios “buscamos promover el desarrollo de la función pública en un ámbito de absoluto respeto y tolerancia”, remarcó Búa.

Licencias.

En materia de derechos, el proyecto propone otorgar licencias para los agentes municipales que adopten y para quienes transiten el tratamiento de fertilización asistida.

Por otro lado, establece la extensión de la licencia por paternidad por un periodo de diez días.

 

Protocolo ante casos de violencia de género.

La concejal Búa presentó un segundo proyecto de ordenanza que establece un protocolo de actuación ante situaciones de violencia de género.

El mismo regirá para casos en los que la persona acusada sea miembro de la municipalidad, y la víctima sea o no de ese ámbito.

“Este protocolo permitirá el despliegue de acciones inmediatas a partir de una denuncia, por ejemplo, asistencia legal y terapéutica”, explicó la edil.

Contempla, además, otorgarle licencia a la víctima en caso de ser necesario y el traslado de la persona acusada a otra área municipal para evitar la revictimización de quien denuncia.

                                                         31-05-2019