Es alta la demanda de alojamiento.

Economía 10 de enero de 2017
Los niveles de ocupación y reserva han sido muy importantes en hoteles, posadas y casas o departamentos con buenos servicios. El alojamiento alternativo más barato, en cambio, no supera el 35 por ciento.
Cuarto de hotel

Jesús María. Las inversiones realizadas en los últimos años por el sector privado han dotado a la región de mayor número de plazas hoteleras. Actualmente, son cerca de 900 si se suman disponibles en Jesús María, Colonia Caroya y Sinsacate.

Ese año, el porcentaje de reserva en hoteles y posadas, para todo el Festival, es del 92 por ciento, pero en el primer tramo de la Fiesta Gaucha -hasta el 8 de enero- fue del 100 por ciento.

También han aumentado la cantidad de casas, departamentos y habitaciones ofrecidos en alquiler temporario. En Jesús María, la Municipalidad registró 200 casas y 2 mil plazas, ya que se suman lugares que ofrecen alojamiento sin ser hoteles ni posadas, como el Seminario Menor.

Según las comodidades ofrecidas, fueron categorizadas en A, B y C. En la A  hay 800 camas, en la B llegan a mil y en C son 900. A ellas hay que sumarles entre 800 y 900 ofrecidas en localidades vecinas.

En estos días, el alojamiento alternativo, presenta una tendencia muy marcada en cuanto a la ocupación: La categoría A, que ofrece mejores servicios y posee menor cantidad de plazas, tiene altos porcentajes de ocupación. Las reservas rondan en un 83 por ciento y el porcentaje de ocupación para el primer tramo del Festival fue del 86 por ciento.

En cambio, las categorías que ofrecen menos servicios -la B y la C (casas compartidas, menos baños por persona- han tenido una ocupación del 25 por ciento y del 35 por ciento, respectivamente.

En cuanto al porcentaje de reservas para lo que resta del festival, es del 22 por ciento para la B y del 14 por ciento para la C.

10-01-2017