Jesús María será sede de la prueba piloto del Servicio Cívico Voluntario.

Sociedad 19 de julio de 2019
Este martes, la Ministra de Seguridad hizo el anuncio. Su objetivo es formar a jóvenes de 16 a 20 años de edad en los “valores democráticos y republicanos”. Será implementado por Gendarmería Nacional. La Escuela de Suboficiales Cabo Raúl Remberto Cuello será una de las seis sedes que habrá en todo el país.
Patricia Bulrrich en Gendarmería
Patricia Bulrrich en Gendarmería

CABA. Mediantela resolución 598/2019, publicada el martes 16 de julio en el Boletín Oficial por el Ministerio de Seguridad de la Nación -la firma su máxima autoridad, Patricia Bullrich- fue anunciada la creación del Servicio Cívico Voluntario en Valores, destinado a jóvenes que, de manera voluntaria, quieran iniciar una formación “a través de los valores democráticos y republicanos, el sentido del deber, la capacitación en nuevas destrezas y habilidades, el compromiso con el bien común y el estímulo a capacitarse continuamente”.

El órgano ejecutor será Gendarmería a lo largo y ancho de Argentina ya que, según el Ministerio, “viene desarrollando importantes iniciativas de cooperación con la comunidad” y pondrá a disposición “la infraestructura y los recursos humanos que se consideren necesarios”.

Los destinatarios.
El llamado Servicio Cívico Voluntario en Valores está destinado a jóvenes de entre 16 y 20 años que se encuentren desempleados y sin estudios y quieran “trabajar por una Argentina sin narcotráfico, donde el resguardo de la vida y la libertad de quienes podrían encontrarse en situación de vulnerabilidad social sea prioritario”.

Como es de carácter voluntario, los interesados podrán inscribirse de manera online o presencial en-tre el 1 de agosto y el 1 de septiembre del corriente año. 

Serán elegidos 200 por sede. Su formación tendrá una duración de cuatro meses -de septiembre a diciembre de 2019- en esta etapa, que Bullrich llamó “prueba piloto”.
Ahora no cobrarán beca ni mensualidad, pero está previsto que se otorguen a partir de 2020.

Jesús María y Gendarmería.
Estas “pruebas” se realizarán en seis espacios de Gendarmería: uno de ellos será la Escuela de Suboficiales Cabo Raúl Remberto Cuello, de Jesús María. Los otros cinco están en las provincia de Buenos Aires y Santiago del Estero y en San Carlos de Bariloche.

Todos los gendarmes estarán desarmados y no habrá armas cerca de los jóvenes. El foco estará puesto en los talleres y la capacitación: recibirán entrenamiento físico y cursos para que aprendan oficios, sepan manejar nuevas tecnologías y tengan contacto con animales. También tendrán talleres de primeros auxilios.

A partir de 2020, el programa “se perfeccionará” porque el Ministerio de Seguridad “articulará su implementación con organismos del Estado Nacional”.

Repercusiones y Repudios.
Aunque la resolución en cuestión asegura que persigue como fin ofrecer oportunidades a jóvenes “conforme la Ley de Protección Integral de los Derechos de las Niñas, Niños y Adolescentes”, las repercusiones no se hicieron esperar.

Dirigentes políticos de diferentes espacios se pronunciaron a favor y en contra a través de sus redes.
El premio Nobel Adolfo Pérez Esquive dijo: “Más que una bomba de humo, este Gobierno está dando un fuerte retroceso en los derechos de los ciudadanos. Esto será una colimba encubierta”.

La Agrupación Hijos, en sus redes sociales, sostuvo que “lo mejor que podemos transmitirles a nuestros jóvenes es el compromiso con la Memoria, la Verdad y la Justicia”.

Curiosamente, la mayoría de los jóvenes que no estudian ni trabajan son mujeres que realizan tareas de cuidado. “De los 1.080.682 jóvenes que están catalogados como ‘ni-ni’, el 67 por ciento son madres adolescentes que cuidan de sus hijos, hermanos o adultos mayores”, señala un trabajo del Centro de Implementación de Políticas Públicas para la Equidad y el Crecimiento (CIPPEC).

19-07-2019