Agroindustria verificó las mallas antigranizo.

Agro 09 de agosto de 2019
Las telas protectoras fueron colocadas con aportes de casi 8 millones de pesos a través de un programa nacional. Proteger una hectárea de frutales cuesta más de un millón de pesos.
Crespo en CC

Colonia Caroya. Un día después de la visita del Ministro de Agroindustria a la zona, otros funcionarios de la cartera nacional llegaron a verificar el destino de millonarios aportes a productores caroyenses.

La Subsecretaría de Agricultura Familiar y Desarrollo Territorial, a cargo de Felipe Crespo, trabajó con la Municipalidad de Colonia Caroya en un proyecto cuyo objetivo fue colocar malla antigranizo en las quintas.

Tras gestiones del intendente Gustavo Brandán, en marzo la ciudad fue seleccionada para recibir los beneficios del Programa para el Desarrollo Rural Incluyente (PRODERI), por el cual 17 productores fueron beneficiarios de importantes subsidios.

El subsidio llegó desde el Gobierno Nacional y fue administrado por el Gobierno de la Provincia.

Fueron 7,2 millones de pesos que se transfirieron al grupo de productores que fue seleccionado por ser trabajadores de bajo nivel de ingreso económico.

Hay nueve frutihortícolas, seis hortícolas y tres vitícolas que recibieron, en promedio, 10 mil dólares cada uno en materiales para la instalación de malla antigranizo.

Eso alcanza para cubrir casi media hectárea de frutales.

Un espacio de una hectárea completa protegido por malla antigranizo con materiales –postes, alambre y tela- y la colocación cuesta 25 mil dólares, es decir, 1,1 millón de pesos.

09-08-2019

Boletín de noticias